Skip to content

Pan de la isla de Gotland

21 noviembre 2011
by

Hace muchos meses que he visto este pan en el estupendo blog de Martin  Johannson, Pain de Martin que os recomiendo. Lo tenía en mente,  pero se fue quedando en la lista de panes pendientes, hasta que esta semana pasada le ha llegado su turno, quizás porque al llegar las lluvias, apetezca más un pan denso y algo dulzón para combatir el tiempo de otoño y alimentar el alma.

Parece que este pan, según cuenta Iban  tiene su procedencia en la isla de Gotland  y seguro que es un pan hecho para perdurar en los fríos inviernos suecos.  Es aromático, blandito, a pesar de su larga cocción y tiene un sabor a una mezcla de especias, azúcares y cereales , suavizado por el yogur que gana con cada día que pasa.

Este pan se hace:

1º  La noche anterior:

300 grs. de harina de centeno integral

600 grs. de agua a 90º

1 cucharadita de anis en grano

1 cucharadita de hinojo en grano (yo he puesto alcaravea)

1 bolsa de cáscara de naranja amarga (hervida durante 30 minutos y desechada la parte blanca y cortada en trocitos y triturada) también se puede utilizar ralladura de la cáscara de una naranja

Mezclar la harina con los granos ligeramente triturados en un mortero y la cáscara de naranja, cortada y ligeramente triturada, y añadir el agua hirviendo ( el olor que desprende es una sinfonía de fruta , especias y cereal)  mezclar y dejar reposar toda la noche

2º Masa

Todo el escaldado

300 grs. de masa madre de centeno

150 grs. de yogur natural (yo he puesto de cabra ecológico)

650 grs. de centeno tamizado ( 40% de centeno blanco y 60 de trigo integral)

100 grs. de malta de cebada

100 grs. de miel de caña

50 grs. de azúcar e caña

25 grs. de sal

Se puede utilizar levadura (unos  15 ó 25 grs.)  si se tiene prisa, tal como indica Iban.  Yo sólo lo he hecho con masa madre.

Mezclar todos los ingredientes  hasta que estén todos integrados. No es amasable, pero si manejable y se deja reposar hasta que doble su volumen

Se forma una bola o un barrote y se pone sobre un banneton muy, muy bien enharinado o sobre un paño de lino enharinado,  para que conserve la forma  y se deja reposa hasta que doble su volumen. Yo, como sólo he utilizado masa madre, lo dejé toda la noche en la terraza (unas 10 horas)

Precalentar el horno a 250º y meter el pan, bajar inmediatamente a 200º y dejar cocer durante una hora u hora y algo, El aroma que desprende es una delicia para los sentidos.  El interior del pan debe  alcanzar los 98º Dejar enfriar sobre rejilla.Se puede combinar con muchas cosas: salmón ahumado, quesos, etc. aunque solo está de muerte.

Para mi ha sido un disfrute hacerlo y compartirlo.

Anuncios
24 comentarios leave one →
  1. 21 noviembre 2011 8:43 pm

    Qué bien que por fin lo hayas hecho 🙂 Este pan para mi fue todo un descubrimiento. Este verano lo hice en molde para llevármelo de camping. Cuando al cabo de unos días se fue quedando un poco seco, lo troceaba y lo desayunaba remojado en leche ¡una delicia!

    • Carmen permalink*
      21 noviembre 2011 8:54 pm

      Yo ya he hecho dos! Tiene un sabor y un aroma delicioso! Seguro que será uno de los que repetiré a menudo. Gracias por la visita :))

  2. 21 noviembre 2011 10:51 pm

    no se si me atreveré a hacerlo. tiene una pinta estupenda! por si acaso me quedo con la receta.
    Saludos

    • Carmen permalink*
      22 noviembre 2011 7:33 am

      Si te gusta el centeno, seguro que no te defraudará y es muy fácil de hacer 🙂 Saludos

  3. 21 noviembre 2011 10:54 pm

    Debe tener un sabor increíble, con miel, azúcar, la piel de la naranja, etc etc, se ve que estaba bien enharinado, le da un aspecto maravilloso el contraste entre el blanco de la harina y el color tostado de los greñados.
    Besos
    Juanjo

    • Carmen permalink*
      22 noviembre 2011 7:34 am

      Si, tiene un sabor fantástico. Es muy vistoso y aguanta perfectamente el paso del tiempo. Besos

  4. 22 noviembre 2011 11:22 am

    Está buenísimo este pan. Y si usas azúcar moscovado coge un sbaor a regaliz buenísimo. Un amigo lo probó y preguntó si llevaba cerveza Guiness. 😀

    • Carmen permalink*
      24 noviembre 2011 7:54 pm

      Sí que lo está, Jordi. Gracias por tus palabras y tu visita :))

  5. 22 noviembre 2011 1:08 pm

    Bufff… este pan es es una verdadera bomba. La actividad enzimática en la fermentación debe ser de tal magnitud que si escuchamos bien podriamos oir el fragor de la batalla ;))
    Un pan muy interesante y otra valiosa aportación en tu largo y generoso haber.
    Besos de un “reaparecido”
    Manel

    • Carmen permalink*
      24 noviembre 2011 7:58 pm

      ¡Qué alegría verte por aquí, Manel! Este pan me encanta. Tener como embajadores de los panes suecos, a Iban, y Martín, es todo un lujo. Todavía tengo pendientes de publicar algunos más, que irán cayendo, sin duda.

      Ver tus publicaciones de nuevo es otro lujo :))

      Besos

  6. 23 noviembre 2011 8:23 pm

    Hola Carmen,
    Que maravilla de Pan y lo digo con conocimiento después de probarlo, se adivinan gran cantidad de los sabores de los ingredientes que lo componen en perfecto equilibrio, la sobriedad de su aspecto al verlo te deja dudando, pero el aroma que desprendía al ponerlo un ratito en el tostador, me hacia imaginar lo que luego descubrí, cuando lo tenía en boca, me preparé un par de tostas con tomate, un poquito de aceite de oliva y jamón de york, una combinación perfecta!!!
    Gracias Carmen.
    Bss
    JJ

  7. szanter permalink
    25 noviembre 2011 8:23 pm

    Nagyon szép kenyér és finom is! Gratulálok!
    nézd meg a kenyereimet!

    • Carmen permalink*
      25 noviembre 2011 9:23 pm

      Muchas gracias. Preciosos panes los tuyos. Una elaboración impresionante!

  8. 25 noviembre 2011 9:03 pm

    me he perdido, ¿cuanta masa madre y donde la pones?

    • Carmen permalink*
      25 noviembre 2011 9:22 pm

      Perdona, se me quedó en el espacio, ahora mismo rectifico 😦

  9. Ozu q Vichyssoise permalink
    25 noviembre 2011 11:49 pm

    Pues para nosotros/as es una suerte tenerte a tí, que impetu poanaderil por diosss.
    Ya digo un placer leerte cada vez que abro MTM y veo una nueva receta by Carmen.
    Te mando besos, que los mereces.
    Un adicto a vuestro blog

  10. Carmen permalink*
    27 noviembre 2011 10:53 am

    Me has puesto colorada. Gracias por tus palabras y tu visita. Besos para ti

  11. Sabine permalink
    5 octubre 2012 8:21 pm

    Hola Carmen ¿podrías decirme si la malta de cebada tiene olor a café? es que no termino de aclarame con este tema y al abrir la que compré en mi herbolario me impresionó mucho el olor a café…antes de echarsela al pan prefiero asegurarme…Mil gracias por ayudarme!
    Besos. Sabine

    • Carmen permalink*
      5 octubre 2012 8:35 pm

      Hola Sabine, esa malta es un sustituto del café. La que yo utilice es otra. Si pinchas encima de la palabra malta de cebada en la receta verás el envase, es más una melaza de cebada. Espero haberte ayudado. Si tienes cualquier duda, aquí estamos para intentar aclararla.

      Un abrazo

  12. Sabine permalink
    6 octubre 2012 11:55 am

    Eres como un hada! además de compartir recetas increibles,apareces cuando se te necesita! Gracias mil!!!! has salvado mi pan!! esta vez me arriesgaré sin malta ya que tengo hecho el escaldado y luego te cuento. Un abrazo. Sabine.

    • Carmen permalink*
      7 octubre 2012 1:01 pm

      Qué va!! Espero ansiosa saber cómo te ha ido. Seguro que estupendamente!! Gracias a ti por tu visita y por compartir tus experiencias . Compartiendo es la forma de aprender. Todos aprendemos así :))) Un abrazo

  13. sabine permalink
    8 octubre 2012 9:04 am

    Te cuento: al pan le faltaron 15 minutos de horno…y eso que estuvo una hora de reloj…lo he troceado y lo degustaremos tostadito! Me ha encantado hacerlo, esperar cada paso, comprobar que su aspecto era el que tenía que tener (qué bonito es)..seguramente lo vuelva a hacer pronto (trataré de conseguir la miel de caña) y tendré especial cuidado con la cocción.
    Yo soy la que espera ansiosa nuevas propuestas tuyas, que me gusta muchísimo leerte!
    Un abrazo.

    • Carmen permalink*
      8 octubre 2012 12:26 pm

      Me encanta lo que nos cuentas sobre el pan. Seguro que te encantará. No te olvides que no es miel de caña, sino malta de cebada – malta di orzo :))) Es un pan maravilloso tanto en su forma como en su fondo.

      Gracias por tus palabras. Estoy buscando tiempo para poder postear que se me ha complicado un poco la vida y me falta, pero estoy en ello :)))

      Un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: