Skip to content

Pizza sin gluten al estilo napolitano.

2 abril 2010

Esta receta, está basada en una pequeña publicación titulada “¡Buon appetit!  Un viaje por la cocina regional italiana”, que publicó y nos envío la empresa de productos sin gluten Schär, hace ya mucho tiempo.  Realmente, hemos cambiado un poco la manera de hacerla, solo el empleo del robot de cocina,  y la cantidad de harina empleada.

En casa, nos gusta hacer pizzas, y hemos hecho muchas distintas, ycon distintas harinas sin gluten, y esta es la que más nos ha gustado y por eso queríamos publicarla.

Con las cantidades que os ponemos, podemos conseguir una pizza grande, o dos pizzas de diámetro 30 cm.


Ingredientes para la masa de base:

300 g, harina Mix Pan de Schär.

12 g, levadura fresca.

250 ml (210 g), agua

60 g, patata cocida.

Orégano.

La masa para la base, se pude hacer con agua tibia, amasando todos los ingredientes manualmente, pero como casi todas las harinas sin gluten resulta muy pegajosa, y si echamos más harina, nos saldrá mal. Por eso preferimos utilizar la Thermomix, aunque se puede emplear igualmente una amasadora.

Ponemos un cazo mediano con agua al fuego y cocemos una patata de tamaño mediano. Una vez cocida, la pelamos y la reservamos.

Echamos en el vaso de la Thermomix el agua, y la calentamos a 37 º C durante 2 minutos, y velocidad 2.

Una vez caliente el agua, añadimos la levadura troceada, y la disolvemos, manteniendo la temperatura a 37 º C, durante 1 minuto y a una velocidad 3.

Posteriormente, echamos la patata cocida (60 g) que hemos reservado, y trituramos junto con el agua y la levadura, a 37ºC de temperatura, velocidad 5, durante 30 sg.

Una vez triturada la patata, añadimos la harina, y el orégano al gusto. Lo mezclamos todo, manteniendo la temperatura a 37 ºC, velocidad 3, durante un tiempo de 1 minuto. Para después, programar 3 minutos a velocidad espiga.

Recipipente para hornear:

Según el tipo de material del recipiente que utilicemos, la textura de la masa cambiará sensiblemente, así si empleamos una base metálica, saldrá más tostada y crujiente. Pero si hacéis como nosotros, que empleáis un recipiente de cristal, la masa no saldrá crujiente, sino con aspecto de pan, lo más parecido a las pizzas originales. Así, que la decisión es vuestra.

Montaje y horneado:

Ponemos el horno a 220 ºC.

Untamos la base del recipiente (o los recipientes) a emplear, con un poco de aceite de oliva virgen extra.

Ponemos la mitad de la masa obtenida en el centro del recipiente, y para extenderla, lo mejor es mojarse las manos con agua caliente, y utilizando nuestros dedos y palmas, ir extendiendo toda la masa.

Sobre la masa ya extendida, ponemos el tomate natural triturado sobre toda la superficie, el resto de los inbredientes que hayamos decidido, teniendo en cuenta que siempre sean sin gluten.

Introducimos la pizza o pizzas, en el horno que ya estará a 220 ºC, durante unos 15 a 20 minutos.

Ahora, solo nos queda, trocearla y degustarla… ¡Buen provecho!

Anuncios
9 comentarios leave one →
  1. 7 abril 2010 8:09 am

    Chicos, con el estreno del foro se me pasó vuestro post, ni lo había visto!

    No se me habría ocurrido cocer una pizza en un recipiente tipo pirex, no entiendo muy bien eso de “no saldrá crujiente, sino con aspecto de pan”. ¿Este es el mejor preparado para estas masas?. Tengo que probar lo de la patata.

    Abrazos

    • 9 abril 2010 7:03 am

      ¡Hola Gusete!

      Al utilizar el recipiente tipo Pirex, la base no sale tran crujiente como si lo hacemos sobre una superficie metálica, o sobre papel de horno, ya que le transmite menos calor.

      Existen muchos más preparados de masa para pizza sin gluten, pero esta es que más nos gusta en casa.

      Abrazos.

      Ana y Víctor.

  2. QJones permalink*
    7 abril 2010 9:44 am

    Yo soy fan de las pizzas! Las hacéis siempre igual de grosor? Se pueden hacer más finas, verdad? Supongo que no es problema, pero es que no tengo ni idea de cómo reaccionan esas harinas.

    • 9 abril 2010 7:05 am

      ¡Hola QJones!

      A nosotros también nos gustan mucho las pizzas. Esta no es una masa fina y crujiente, ya que tiene miga, aunque se puede hacer más fina.

      Un abrazo.

      Ana y Víctor.

    • 9 abril 2010 7:06 am

      Prueba algún día a utilizar estas masas sin gluten, ya que son mucho más pegajosas y por tanto más difíciles de trabajar.

      Pero esta masa se trabaja bastante bien.

      Abrazos.

  3. Carmen permalink*
    8 abril 2010 2:12 pm

    Una buena pizza!. A mi me gustan con masas crujientes y finas y también, como ésa, con esa masa dónde se aprecia un poco la miga. 🙂

    Un beso para los dosb

  4. 9 abril 2010 7:07 am

    Nos agrada que te guste la pizza. Y también esta con miga, aunque la pudes hacer más fina.

    Besotes,

    Ana y Víctor.

  5. maria permalink
    14 febrero 2012 7:45 pm

    donde vivo es imposible encontrar harina libre de gluten ya preparada, yo la tengo que preparar en casa pero no he podido conseguir que me funcione bien para pizza tienes alguna sugerencia

    • deliciasingluten permalink
      17 febrero 2012 6:48 pm

      Hola Maria, la verdad es que no hemos hecho la pizza mezclando harinas de maíz, arroz y trigo sarraceno, pero tenemos que probar un día y te lo comentaremos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: